Planes Para Apostar

 

 

El uso de un plan para administrar las cantidades especificas para apostar es un arma imprescindible para sumar a tu arsenal y ganarle la partida a las casas de apuestas.


Apuestas Niveladas

Es el plan más básico que puedes establecer para tus apuestas. Es tan sencillo como apostar siempre la misma cantidad de dinero en cada selección, independientemente de la seguridad o confianza que te transmita la apuesta concreta.
Lo primero es determinar tu banco de apuestas y después ajustar un porcentaje de tu banco, lo normal es el 1%. Por lo que si has establecido un banco de 1000€ apostarías en cada selección la cantidad de 10€ independientemente de la cuota de cada apuesta.
Este sistema tiene a favor el hecho de ser extremadamente sencillo de seguir y adaptar a tu disciplina de apuestas.
En contra, para seguir este sistema no se tienen en cuenta una multitud de variables que afectan a cada apuesta cómo por ejemplo las cuotas de cada selección. Lo que puede provocar, por ejemplo, que en algunas selecciones más seguras y con cuotas más bajas los beneficios obtenidos sean ínfimos. Si eres un apostador que tiende a apostar en un rango muy variado de cuotas, puede que este no sea el sistema que más se ajuste a tu disciplina.
Es por tanto el sistema más recomendado para iniciarse o para probar nuevos mercados, pero no el más idóneo para usar a largo plazo.
 

Porcentaje De Banco De Apuestas

Es otro de los sistemas mas populares para administrar cantidades.
La teoría es también sencilla, se basa en la idea de apostar con la idea de ganar un porcentaje concreto de tu banco de apuestas. Siendo algo totalmente opcional, lo más común es que este porcentaje esté en torno al 2%.
 
Cómo ejemplo, si tienes un banco de apuestas de 1.000€ y tomando el 2% cómo objetivo, querrías obtener de beneficio 20€ en cada apuesta. Por lo que la cantidad apostada variaría dependiendo de la cuota ofrecida en la selección.
 
· Si apuestas por una selección por la que se ofrece una cuota de 5.0, deberías apostar 5€.
 
5€ x 5 = 25€ de retorno
25€ - 5€ apostados = 20€ de beneficio
 
· Si apuestas por una selección por la que se ofrece una cuota de 2.0, deberías apostar 20€
 
20€ x 2.0 = 40€ de retorno
40€ - 20€ apostados = 20€ de beneficio

Un sistema igual de sencillo que el de las apuestas niveladas pero con conceptos contrapuestos, en el que se tienen en cuenta las cuotas ofrecidas y por tanto una cantidad de factores variables que influyen en la apuesta.
 

El sistema Martingale

El peor de todos los sistemas, absolutamente NO recomendado. Se basa en la recuperación de una perdida en la siguiente apuesta. Algo que cómo mencionamos en nuestro articulo sobre Los Diez Mandamientos De Las Apuestas Deportivas, hay que evitar a toda costa.
Es además el síntoma más evidente de adicción al juego, por lo que es extremadamente peligroso.
Un sistema ideado especialmente para las apuestas del tipo Rojo/Negro en la ruleta de casino.
 
Mediante este sistema, una apuesta inicial perdida de 10€ requeriría de una segunda apuesta de 20€, que de resultar perdida requeriría a su vez de una siguiente apuesta de 40€ y así sucesivamente hasta conseguir una apuesta ganadora que volvería a equilibrar el balance a 0.
 
El gran problema es que requiere de un banco de apuestas infinito. Es muy usual que en cierto momento te encuentres realizando una apuesta de 5.000€ para recuperar la perdidas tras la inicial de 10€. Un disparate que puede escapar a cualquier control y que por tanto desaconsejamos en todo caso.
 


El Criterio Kelly

 Es sin duda el sistema de administración de cantidades para apostar mas complicado de seguir. Fue diseñado en 1956 por J.L Kelly jr como un sistema para maximizar el banco de apuestas a largo plazo.
 
Para utilizar este sistema, Kelly desarrolló una fórmula en la que una de las variables es subjetiva, esto significa que no es dada por las casas de apuestas ni por definición aritmética, sino que por una estimación propia que el apostador tiene que determinar basándose en el estudio y análisis de la apuesta en concreto, por lo tanto para que este sistema funcione, es vital que el apostador sea capaz de determinar un “porcentaje de riesgo” de la apuesta con la mayor efectividad posible.
 
Fórmula Kelly:

(BP-Q)/B
 
B: Cuota decimal -1
P: Porcentaje de éxito
Q: Porcentaje de fracaso
 
Ejemplo Práctico:
 
Tienes un banco de apuestas para destinar a apuesta de 500€. La selección para la apuesta es la victoria del Atlético De Madrid frente al Oporto FC a domicilio, por la que se ofrece una cuota de 2.0. Tras el análisis y estudio a conciencia del encuentro estimas que el porcentaje de éxito de esta apuesta sería del 60% (por tanto un porcentaje de fracaso de 40%) Con estos datos puedes aplicar la fórmula Kelly de esta manera:
 
P: 0,55
Q: 0,45
B: 2-1= 1
 
(0,55x1 – 0,45) / 1 = 0,1

Por lo que deberías apostar el 0,1 de tu banco de apuestas = 50€
 
Claramente un sistema que implica además de un criterio bastante conciso y elaborado sobre suposiciones subjetivas, unos cálculos tediosos. Para lo primero no podemos ayudarte, pero podemos ofrecerte una sencilla calculadora para obtener los números fácilmente.
 
Cuotas decimales:
Probabilidad de éxito:
Porcentaje de riesgo propio: 100.00

Un porcentaje negativo implica que no debería apostar a este resultado.


El Criterio Kelly por tanto es un sistema óptimo para apostadores expertos capaces de ajustar el porcentaje de riesgo de cada apuesta de manera muy precisa que al ser combinado con parámetros matemáticos consiguen un plan perfecto para administrar las cantidades a apostar y el impacto en su banco de apuestas.


Por Tu Cuenta

Otra opción perfectamente aplicable, es que te crees tu propio plan para administrar las cantidades de tus apuestas. Algo que inconscientemente todos hemos hecho cuando hemos empezado. Sin embargo, prestarle atención al plan, a su diseño y posterior aplicación lo convertirá en un plan mucho más útil y disciplinado.
 
Empezando siempre por establecer tu banco de apuestas, el siguiente paso sería marcar un rango porcentual para cada apuesta, entre un 0.5% y un 2.5% por ejemplo.
Asignando cada paso porcentual a un porcentaje de riesgo que calcules o simplemente a la cuota asignada por la casa de apuestas. Para ello puedes utilizar sencillas tablas como estas:
 





























Empezar con un sistema así te ayudará también a valorar objetivamente tus capacidades de análisis en cuanto al porcentaje de riesgo de una apuesta, lo que te hará ganar en confianza a la hora de analizar los encuentros deportivos para este fin.
 
No existe el plan de administración de cantidades para apostar definitivo que se adapte a la perfección a cada apostador, es por ello que debes probar diferentes planes para ver cuál es el que mejor te funciona a ti.
Para hacerlo, te recomendamos que hagas pruebas en nuestras competiciones de pronósticos donde puedes apostar con dinero virtual sin riesgo e incluso con opciones de ganar dinero real.
 
Si quieres comentarnos algo sobre este artículo puedes Contactar con nosotros o compartir tu experiencia con otros usuarios en nuestro Foro abierto.

 

Bonos De Apuestas